GRANDES JURISTAS, MÁRTIRES POR LA JUSTICIA

Editorial:
DYKINSON
Año de edición:
ISBN:
978-84-9148-665-7
Páginas:
314
Encuadernación:
Rústica

Disponible en:

  • EXCLUSIVOS EN dijuris.com 12En stock
-20%
$866.00 MXN
$692.80 MXN
37.69 $ 33,12 €
En stock
Comprar

Introducción

Lycurgo, el legislador mítico, Ángel Sánchez de la Torre

Papiniano y ulpiano, dos símbolos de la prudentia iuris, Margarita Fuenteseca

Cicerón ¿mártir de la justicia?, Juan Antonio Martínez Muñoz

Lucio Anneo Séneca, Ángel Sánchez de la Torre

Tomás Moro, un jurista mártir para todos los tiempos, Juan Carlos Domínguez Nafría

D. Juan de Lanuza. Una leyenda y dos historias sobre el Justicia de Aragón, Fernando García Vicente

Abraham Lincoln, Rafael Navarro-Valls

Cánovas, jurista mártir de la justicia, Emilio de Diego García

Antonio Maura, Luis Martí Mingarro

José Canalejas, Luis María Cazorla Prieto

Eduardo Dato: el reformismo social, Alfredo Montoya Melgar

Hermann Heller: un patriota alemán, demócrata, socialista y judío, Alfonso Fernández Miranda

Calvo Sotelo (1893-1936): pequeña biografía de un hombre de estado, Faustino Martínez Martínez

Melquíades Álvarez González-Posada, mártir por la justicia, Fernando Suárez González

Leopoldo Alas Argüelles, Leopoldo Tolivar Alas

Francisco Beceña González (1889-1936): una semblanza, José Antonio Tomás Ortiz de la Torre

Alfredo Aleix Mateo-Guerrero, Cristina Fuertes-Planas Aleix

In memoriam. Fernando Múgica Herzog, abogado, Antonio Hernández-Gil Álvarez-Cienfuegos

Francisco Tomás y Valiente y el tribunal constitucional, Manuel Aragón Reyes

Este libro recoge las ponencias que tuvieron lugar en la sede de la RAJYL de España durante el curso 2015/2016, todas ellas unidas por el tema común, consistente en la descripción de la vida y obra de un jurista de gran relevancia que murió precisamente por su condición de tal. Se describen especialmente las circunstancias de la muerte de cada uno, por las que pueden ser considerados mártires por la justicia. El elenco de juristas estudiados es amplísimo, y arranca desde el s. VII a.C. con Licurgo, pasando por juristas romanos, medievales, de la ilustración, de la época moderna y, en mayor número, contemporáneos, españoles y extranjeros.

La obra tiene especial interés tanto por la relevancia de los juristas estudiados, como por el hecho de que todos los autores son a la vez eminentes juristas, pertenecientes al mundo académico.