DOLO Y SU PRUEBA EN EL PROCESO PENAL, EL

Editorial:
UBIJUS, EDITORIAL SA DE CV
Año de edición:
ISBN:
978-607-9389-24-6
Páginas:
215
Encuadernación:
Rústica
Colección:
AUTORAL

Disponible en:

  • OFICINA Y ALMACÉN CENTRALEn stock
  • LIBRERÍA DIJURIS - INACIPEEn stock
  • EXCLUSIVOS EN dijuris.com 12En stock
  • La-Lib DIJURIS - UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE TLAXCALAEn stock
-25%
$249.00 MXN
$186.75 MXN
10.16 $ 8,93 €
En stock
Comprar

Prólogo, por Rodrigo Archundia Barrientos

Prólogo, por Guadalupe Valdés Osorio

Introducción

Abreviaturas

Capítulo I. El dolo en la evolución de la teoría del delito
El dolo en la concepción clásica del delito
Antecedentes
El concepto de acción
El tipo objetivo
Críticas al concepto de acción causal
Concepto psicológico de culpabilidad
El concepto de culpa
Clases de culpa

El dolo en la concepción neoclásica del delito
Escuela neokantiana
Concepto de acción
El tipo objetivo-valorativo y subjetivo
Concepto psicológico-normativo de culpabilidad
Crítica al concepto mixto de culpabilidad
Críticas a la concepción neoclásica del delito

El dolo en la concepción finalista del delito
Origen del finalismo
El concepto final de acción
El tipo objetivo
El tipo subjetivo
Críticas a la concepción finalista del delito

El dolo en la concepción funcionalista del delito
Origen del funcionalismo
La imputación objetiva
Concepto personal de acción
El tipo penal (objetivo-subjetivo)
La responsabilidad penal en la concepción funcionalista
Críticas a la concepción funcionalista del delito

Capítulo II. El dolo
Concepto de dolo (dolus)
Elementos del dolo
Concepción del elemento espiritual del dolo
El elemento volitivo del dolo
La voluntad en la teoría del delito
Concepción de la voluntad en el finalismo
La inaccesibilidad científica de la volunta como elemento del dolo

Clases de dolo
Dolo directo (Dolus directus)
Dolo indirecto (Dolus indirectus)
Dolo eventual (Dolus eventualis)
Concepción tripartita del dolo

Principales teorías del dolo eventual
Teorías tradicionales volitivas
Teorías tradicionales cognitivas
Tesis de Roxin

Otras clases de dolo
Dolo alternativo (Dolus alternativus)
Dolo precedente o inicial y dolo subsiguiente
Dolo subsidiario
Dolo de ímpetu
Dolo específico
Dolo de peligro o dolo de lesión
Dolo general (Dolus generalis)

La recklessness anglosajona
a) Concepto de recklessness

Teoría del dolo y de la culpabilidad
Teoría del dolo
Teoría de la culpabilidad

Capítulo III. El dolo en la legislación penal mexicana
Código Penal de 1871
El Código Penal de 1929
Código Penal de 1931
Código Penal de 1931 y reformas de 1983-1984
Reformas de 1993-1994 a la Constitución Federal
Reformas de 1993-1994 al Código Penal Federal
Reformas de 1999 a la Constitución Federal
La Reforma Constitucional de 2008, en Materia de Justicia Penal
Cuerpo del delito
Concepto
Comprobación del cuerpo del delito

Probable responsabilidad
Concepto
Comprobación de la probable responsabilidad

Criterios de jurisprudencia
La prueba del dolo en la práctica procesal penal
Las ciencias empíricas
La autoincriminación del inculpado
Los indicios como medio de prueba del dolo
La acreditación del dolo normativo

Una interpretación del dolo en la Legislación Penal Mexicana
Concepto único de dolo

Bibliografía

Se dice por algunos autores, que el concepto de dolo surgió en la República de Roma, alrededor del siglo V o III, a.C. Se entiende que no se conoce una fecha exacta de la aparición de este concepto jurídico-penal, tan importante para la dogmática jurídico-penal moderna y contemporánea. En la Escuela Clásica, así como en el Sistema Neoclásico de la Teoría del Delito, el dolo era considerado como una especie de la culpabilidad, y por tanto, se presumía que cuando un gobernado realizaba un movimiento corporal y como consecuencia de éste aparecía un resultado material, se le atribuía ese resultado a título de dolo, sin previa valoración de los hechos típicos. Y este concepto de dolo inclusive estaba contemplado en el artículo 9o. del Código Penal Federal de 1931, y fue suprimido con la Reforma de 1983-4; sin embargo, su práctica estaba tan arraigada y viciada, en los operadores del Sistema de Justicia Penal, que en la actualidad se sigue aplicando en el Sistema Procesal Tradicional, aun cuando, con la Reforma de 1993-4, se modificó de nueva cuenta el concepto de dolo contenido en el texto del artículo 9o. del Código Penal Federal de 1931, para quedar como lo conocemos actualmente. El problema que se presenta es consecuencia de la concepción del dolo psicológico, el cual no es posible acreditar con medios de prueba objetivos e idóneos, porque es imposible leer en la mente del sujeto imputado, si se representó o no los elementos del tipo penal que ha realizado. El Sistema Final de la Acción, se siguió concibiendo al dolo como un elemento psicológico, y prevaleció por ello la problemática de su acreditación como elemento de la acción típica. Por ello, se ha planteado un concepto de dolo normativo, mismo cuya demostración se deduce de todas las circunstancias fácticas que rodean el hecho. Y superando con ello el concepto de dolo que ha prevalecido por siglos, el cual se presumía y no era necesaria su acreditación. Desde luego, que esperamos críticas y propuestas, para enriquecer este tema.

Otros libros del autor