2 PROBLEMATICAS PROCESALES. ESTUDIO, ANALISIS Y SOLUCIONES AL CODIGO NACIONAL DE PROCEDIMIENTOS PENALES

Editorial:
FLORES EDITOR Y DISTRIBUIDOR
Año de edición:
ISBN:
978-607-610-404-0
Páginas:
219
Encuadernación:
Rústica
Colección:
AUTORAL

Disponible en:

  • OFICINA Y ALMACÉN CENTRALEn stock
  • LIBRERÍA DIJURIS - INACIPEEn stock
  • La-Lib DIJURIS - UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE TLAXCALAEn stock
-10%
$210.00 MXN
$189.00 MXN
10.28 $ 9,03 €
En stock
Comprar

CAPÍTULO 1
FILOSOFÍA DEL SISTEMA ACUSATORIO
A. TEORÍA DEL CONFLICTO
B. SUPREMACÍA DE LA PERSONA HUMANA
C. REPARACIÓN DEL DAÑO

CAPÍTULO 2
SISTEMA ACUSATORIO Y DEBIDO PROCESO

CAPÍTULO 3
IGUALDAD Y DESIGUALDAD EN EL PROCESO PENAL
A. PERSONA DESDE LA LIBERTAD
B. IGUALDAD Y DESIGUALDAD EN LAS PERSONAS
C. IGUALDAD Y PERSPECTIVA DE GÉNERO

CAPÍTULO 4
DETENCIÓN EN EL PROCESO ACUSATORIO
A. DETENCIÓN EN FLAGRANCIA
B. RETENCIÓN POR FLAGRANCIA
C. CONSIGNACIÓN CON DETENIDO

CAPÍTULO 5
ÉTICA Y PROCESO ACUSATORIO

CAPÍTULO 6
PRINCIPIOS Y PROCESO ACUSATORIO

CAPÍTULO 7
MINISTERIO PÚBLICO: PROTECTOR DE DERECHOS HUMANOS
A. AGENTES O FISCALES DEL MINISTERIO PÚBLICO
B. POLICÍA MINISTERIAL

CAPÍTULO 8
DE LA AUDIENCIA INICIAL
A. RAZÓN DE LA AUDIENCIA
B. VINCULACIÓN Y MEDIDA CAUTELAR

CAPÍTULO 9
SOBRE MEDIOS DE IMPUGNACIÓN

CAPÍTULO 10
ALGO MÁS SOBRE PROTOCOLOS

CONCLUSIÓN

BIBLIOGRAFÍA

Empezando el año 2016 pude entregarte (en un primer libro) 206 problemáticas procesales relacionadas con el Código Nacional de Procedimientos Penales. Ahora, tienes en tus manos otras 207 cuestiones. ¿Qué significa esto? ¿Qué hay muchos errores en el Código Nacional de Procedimientos Penales y/o que hay muchos errores en el Proceso Penal Acusatorio?

¡Cómo me gusta darme cuenta que hay muchas respuestas, porque hay muchas preguntas! Es que México es un gran país en el que los problemas exigen respuestas. 413 cuestiones procesales indican que hay mucho que hacer, mucho que estudiar, mucho que pensar, mucho nuevo que exige respuestas nuevas y, mucho viejo que igualmente necesita alguna respuesta. Especialmente, que el Proceso Penal Acusatorio es un proceso para ofrecer respuestas y, por ende, nos conmina a ofrecer la mejor respuesta ante la mejor pregunta. Particularmente, darnos cuenta que, cuando hay respuestas es porque hay solución a los muchos problemas que podemos enfrentar tanto con lo nuevo, como con lo desconocido.

En este nuevo texto nos adentramos, despacio, sin prisa, pero con mucho deseo de entendernos, a la filosofía del Sistema Procesal Penal; a esa persona humana que, actora del delito y/o víctima del mismo, nos enfrenta a la realidad de la estructura filosófica de la persona, desde la realidad de la estructura social de la misma. Es necesario entonces, desde esa filosofía y, sin abandonar el principio de supremacía de la persona humana, comprender la importancia de resolver el conflicto más que de reprimir la conducta y, por ende, iniciar también el descubrimiento de una teoría del conflicto. Para ese objetivo, es necesario comprender a la víctima y a los ofendidos como protagonistas en el caso concreto y, como drama del hombre en sociedad. Esto, cuando estamos sometiendo a la persona "probable actora" y/o "probable partícipe" al proceso y, al conflicto que ha producido para su solución.

Estoy seguro que si entendemos a la sociedad podemos comprender a la persona y, si vemos a la persona individual en sociedad, es más fácil adentrarnos en la comprensión de esa persona y de esa sociedad. Parece fácil, sin embargo, dependiendo de los intereses, el estudio resulta pendular. Muchos hay que "eliminan" a la persona por la sociedad, algunos "eliminan" a la sociedad por la persona. ¿Cuáles de éstos están en el error y cuáles aciertan? La filosofía del sistema nos enfrenta a la realidad de que el Derecho sólo tiene cabida porque el hombre es un ser social. La persona humana solitaria, que podríamos decir que no existe, ha sido creada y/o ha empezado a existir. ¿Debemos darle cabida en el Derecho?

Otros libros del autor